Viajar en bicicleta es el sueño de muchos y la meta cumplida de algunos pocos que lograron vencer su miedo para anda en dos ruedas.

A pesar de que la bicicleta fue uno de los primeros medios de transporte, los medios para viajar normalmente son el coche y el avión.

Esto tiene sentido porque un avión o automóvil es muchísimo más rápido que una bicicleta eléctrica o una tradicional, aun así no se trata de algo imposible.

Siempre que organices tu viaje y te fijes un objetivo acorde a tu capacidad y presupuesto, podrás llegar a donde tú quieras, dentro o fuera de tu ciudad.

Además, no es obligatorio viajar en bicicleta solo, hay grupos que organizan expediciones con un número considerable de personas.

Viajar en bicicleta no significa que no puedas usar otro medio de transporte

Hay algo que debes tener muy claro antes de viajar en bicicleta y es que puedes utilizar cualquier otro medio de transporte.

En el recorrido no vas a estar adherido al sillín o serás penalizado por tomar un autobús, tren o avión. Tampoco estarás tomando el camino fácil.

Se trata de un viaje donde incorporas tu bicicleta, no que te encadenas a ella, así que es válido que en cualquier trayectoria uses otros medios.

Si es tu primera vez o decides viajar en bicicleta solo podrías ir al destino en bus y regresar pedaleando o viceversa ¡Eso lo decides tú!

Llevar tu propia bicicleta o alquilar una mientras viajas

Pareja con mapa y bicicletas en el campo en verano

Así como puedes hacer una parte del viaje en autobús o avión, también está la posibilidad de que al llegar a tu destino alquiles una bicicleta.

Hay varias ciudades que cuentan con tiendas que se dedican al alquiler de bicicletas para turistas.

Normalmente son ciudades muy concurridas con una geografía y clima que se presta para este tipo de actividades.

De esta manera, puedes viajar en bicicleta mientras conoces una nueva ciudad y cuando debas regresar a casa solo tendrás que devolverla.

En las tiendas de alquiler de bicicletas también ofrecen servicio de taller y cuentan con distintas marcas para que elijas la que más te guste.

Si decides llevar contigo tu bicicleta podrías utilizar algún servicio de mensajería para enviar tu bicicleta, desde luego, deberás embalarla muy bien para este fin.

¿A qué destino se puede viajar en bicicleta?

viajar en bicicleta eléctrica

Existen muchos destinos famosos a los que vale la pena viajar en bicicleta solo o acompañado, sin embargo, esta es una decisión totalmente personal.

Podrías planear tu viaje para un pueblo o ciudad interesante, también hacia un parque nacional e incluso hacia un atractivo turístico cercano.

Si quieres probar con algo más ambiciosos podrías visitar alguna ruta famosa, como la de Santiago o los grandes atractivos turísticos de París

Será necesario que investigues un poco –y de preferencia preguntando a otros –sobre su experiencia en un determinado paraje.

De esta manera obtendrás la información suficiente para saber si lograrías completar la trayectoria, además, de cómo prepararte y que previsiones tomar.

De igual forma, estudia las diferentes alternativas que hay para llegar al destino de tu interés, qué paradas podrías realizar, donde dormir y si vale la pena o no.

No todos los sitios son los más indicados para viajar en bicicleta a pesar de que a nosotros nos guste la idea. Un viaje en bici no es imposible, pero sí requiere de planeación y organización de tu parte.